Argentina es el segundo país en el mundo en liderar las compras en tiendas virtuales globales

El rubro más demandado por los consumidores locales en las tiendas virtuales es la indumentaria y especialmente la ropa infantil ya que las ofertas comienzan desde los 0.50 dólares

Productos que cuestan hasta un 400% menos que los ofrecidos por el mercado argentino, son la principal razón que motiva a los consumidores locales a comprar masivamente en tiendas on line de origen chino, estadounidense o europeo, entre otros. Estos portales de venta cobran sus artículos con el dólar al precio oficial y aunque sumen el 20% establecido por la AFIP, son notablemente más baratos y accesibles a los productos ofrecidos en los shoppings o tiendas nacionales y en igual o superior calidad. Este es el caso por ejemplo de eBay, Pandawill, Dealextreme, Kitbag, Asos y Güsewell-Bennion y Aliexpress cuyas ofertas de diversos artículos, especialmente de indumentaria, atrajeron de manera masiva a los consumidores argentinos, que realizan sus compras con tarjeta de crédito o a través de la plataforma de PayPal. Las estadísticas hablan por sí mismas acerca del fenómeno. Argentina es el segundo país en el mundo en liderar las compras on line y los ciber compradores locales eligen Google Trends como su herramienta favorita a la hora de buscar tiendas on line entre las cuáles priorizan eBay y Aliexpress.com. Además, según las estadísticas aportadas por la Cámara Argentina de Comercio Electrónico (CACE), el impactante crecimiento exponencial de este nuevo modo de comprar cerrará este año con un incremento del 15% y sólo el año pasado unos 700.000 argentinos compraron productos on line. El rubro más demandado por los consumidores locales en las tiendas virtuales es la indumentaria y especialmente la ropa infantil ya que las ofertas comienzan desde los 0.50 dólares. En cambio, la tecnología no es hoy un rubro privilegiado ante el temor de los consumidores de recibir los productos con rajaduras, roturas y fallas y diversos impedimentos asociados con la garantía. Además del precio, la segunda causa que motiva el auge de esta tendencia de compra en el país es el envío a domicilio que se realiza sin ningún tipo de cargo. Si bien el plazo de entrega es variable, y puede demorar hasta 30 días, el consumidor tiene la posibilidad de realizar un seguimiento vía web sobre el estado de su entrega. Una de las cuestiones que los compradores deben tener en cuenta para no enfrentar dificultades en la recepción del producto es que la compra no debe superar los 25 dólares. En el caso que el valor sea mayor, la AFIP establece que el artículo debe ser enviado a la Aduana y allí el titular debe presentarse para su retiro.

¿Te gustó? ¡ Compártelo !

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram

Por Eugenia Plano