¿Un antiarrugas para beber en copa?

Dos argentinas crearon el primer vino antiage. Se trata de un malbec joven con el doble de antioxidantes habituales. Viene en una única presentación de 500 centímetros cúbicos.

Lorena González Ortiz y Laura Hernández, creadoras de Skin Wine


Por Mariela Blanco
@marielablanco26

 

De la mano de una psicóloga y una farmacéutica, nació Skin Wine, un vino con intervenciones capaces de elevar la concentración de antioxidantes que ayudan a combatir el estrés oxidativo que se acumula a diario en la piel.

La marca apunta las mujeres activas, independientes, exigentes y que eligen cuidarse la piel mientras disfrutan de un momento de relax íntimo.

Lorena González Ortiz y Laura Hernández -creadoras de Skin Wine- explicaron que "el envejecimiento de la piel es un proceso natural pero, sin embargo, hoy existen métodos que nos permiten devolverle juventud".

"La falta de frescura, piel opaca y envejecida se debe principalmente a la escasa producción por parte de nuestro organismo de antioxidantes que neutralicen la acción de los radicales libres como radiación solar, contaminantes atmosféricos, estrés, mala alimentación y deshidratación celular".

"La función de los antioxidantes en la piel es protegerla de los efectos de los radicales libres que atacan la matriz extracelular de la dermis, afectando la producción de colágeno, elastina y proteínas propias de la piel, dejándola sin tonicidad ni soporte dando lugar a la aparición de líneas de expresión, pérdida de luminosidad".

Mas info en www.skinwines.com

Lea también: La ciencia reafirma los beneficios del vino en la salud

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram