Spinning en casa: beneficios de un entrenamiento que se instaló en el hogar

A raíz del confinamiento, la demanda de bicicletas para entrenar aumentó ¿Cuáles son los beneficios de esta actividad apta para todas las edades?

El spinning es un entrenamiento que desde hace más de una década se impuso como tendencia dentro de los deportes más exitosos del fitness denominado "in door".

Consiste en un entrenamiento aeróbico siguiendo el ritmo de la música sobre bicicletas de spinning estacionarias. Normalemente se practica en un gimnasio y guiados por un instructor especializado para dictar este tipo de clases. El entrenamiento es de media a alta intensidad y tiene la finalidad de simular el trabajo físico que haríamos en una bicicleta "real", con sus subidas, bajadas y cambios de velocidad.

Es muy importante para aquellos que no estén familiarizados con una rutina de spinning, la guía del entrenador, ya que nos permitirá mantener una buena posición en la bicicleta para evitar lesiones, y nos ayudará a saber cuál es el mejor nivel de intensidad que debemos seguir según nuestro estado físico, sin sobreexigirnos.

Tanto por sus grandes beneficios como por su practicidad, esta actividad permite quemar muchas calorías, aumentar la masa muscular y tonificar sin moverte de lugar.

Justamente esa característica del spinning es la que tomó relevancia durante el período de confinamiento, en donde aquellos deportes que podían realizarse desde el hogar primaron por sobre los demás.

Según Top Cascos Bici, sitio español especializado en ciclismo, "con este ejercicio trabajamos principalmente glúteos y piernas, por lo que fortalecemos nuestros cuádriceps e isquiotibiales". Además indica que "el spinning también mejora nuestra salud cardiovascular ya que, al tratarse de un ejercicio aeróbico, fortalece el corazón".

Beneficios del spinning

El nivel de entrenamiento que se puede realizar en una clase de 45 minutos de spinning es muy completo, y permite quemar entre 500 y 700 calorías, además de tonificar el cuerpo aumentando la masa muscular, sobre todo del tren inferior. Esta actividad es muy conocida por mejorar la salud cardiovascular, al mismo tiempo que trabaja la fuerza y la resistencia del cuerpo. La intensidad del entrenamiento es adaptable a cada persona, lo que permite que aquellos que viven rutinas más sedentarias puedan iniciar con una actividad más suave, para ir aumentando a un ritmo de mediana y alta intensidad.

Su componente aeróbico permite consumir grasa y transformar lo que consumimos en energía, de esa forma controlamos la presión arterial y el colesterol.

Siempre y cuando se consulte con un médico, esta actividad no tiene límite de edad. Si se respeta el nivel de intensidad que puede acompañar el cuerpo, cualquiera puede realizar este ejercicio (aunque no está recomendado para personas con hipertensión arterial y arritmias).

Por su nivel de concentración e intensidad, el spinning es muy bueno para liberar estrés. Toda la atención que debemos poner para seguir el ritmo de la música y quemar más grasa ayuda a distendernos. También ha demostrado que puede ayudar a ciertas lesiones corporales, y que es ideal para deportistas de toda índole por su adaptabilidad a la necesidad del cuerpo.

Es fundamental que el nivel de ejercicio se haga considerando nuestro estado físico, es decir, sin exigir a nuestro cuerpo de más para evitar lesiones. Este ejercicio es bastante intenso, por lo que siempre hay que beber agua durante el entrenamiento.

Spinning en casa

Obligados a reversionar nuestras rutinas de ejercicio por el confinamiento producido a raíz del Covid-19, el spinning se mudó de los gimnasios y se instaló en los hogares.

Por todos estos beneficios, y la practicidad que esta actividad tiene, la demanda de aparatos para realizar spinning aumentó considerablemente en los últimos meses.

Es importante que, aunque la actividad pueda realizarse desde casa con el equipamiento adecuado, siempre se consulte a un profesional para saber qué nivel de exigencia le podemos pedir al cuerpo.

También, es fundamental seguir un ritmo tranquilo y no muy superior al que nuestro cuerpo puede rendir. Para eso, hay múltiples videos en internet con clases de spinning online para principiantes, intermedios y avanzados.

Para notar los cambios en el cuerpo y comenzar a visibilizar la tonificación, es necesario ejercitarnos tres veces a la semana, por unos 30-45 minutos en cada sesión. O bien, todos los días pero con un ritmo menos intenso.

Acompañar el ejercicio con mucha agua y una dieta balanceada y rica en nutrientes es necesario para lograr los objetivos que nos propongamos.

Con toda esta información y recomendaciones, sólo nos queda un consejo para darte... ¡ A pedalear !

¿Te gustó? ¡ Compártelo !

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram