Si no le das continuidad de nada sirve

Apunta lo más relevante que hayas aprendido o recordado. Escríbelo sobre un post it, o en una agenda que puedas ver diario.

Ale Marroquín

Publicado el 23 junio, 2013 | sé el primero en comentar >>

Constantemente estoy buscando como renovar mis servicios y cómo apoyarme en nuevas herramientas para seguir reinventando mi marca. Entre estos, tengo sesiones individuales con un coach personal, que para mi es una gran inversión, ya que me apoya a visualizar oportunidades, retos y temas que a veces no vemos o no queremos ver; esta es una inversión que vale la pena hacer ya que siempre hay espacio para mejorar.

Hago esta mención, por que cuando voy a dar cursos a empresas o cuando estoy haciendo programas individuales con ejecutivos de alto nivel, muy frecuentemente, me comentan que muchos temas ya los sabían. Quizá no sean temas nuevos, estoy segura que muchos lo sabemos, mi pregunta vuelve a ser, si aunque ya lo sepa lo estoy aplicando en mi rutina diaria.

Retomando mis apuntes con mi coach personal, me puse a revisar sesiones anteriores de hace un año, y pude darme cuenta como muchas herramientas, con la rutina y la costumbre, dejé de aplicar y olvidé revisar mis apuntes.

Eso nos pasa a todos, si no recordamos constantemente confirmar que estamos haciendo algo diferente y lo repetimos varias veces para darle continuidad, se puede perder en el intento.

Imaginen a cuántos cursos, seminarios o talleres han asistido y una vez terminado, dejan el cuaderno de apuntes en su cajón, piensan qué buen curso y siguen con su trabajo normal. Para que un curso o seminario, programa individual de coaching tenga efecto, hay que asegurarnos que tenga continuidad.

Apunta lo más relevante que hayas aprendido o recordado. Escríbelo sobre un post it, o en una agenda que puedas ver diario. Así cómo lavarte los dientes ya no se te olvida, el objetivo es que te acuerdes hasta que sea parte de tus hábitos diarios; una vez que le das continuidad, ya no olvidarás que lo debes aplicar o implementar en tus actividades diarias.

No importa a qué te dedicas, si es para tu progreso profesional o simplemente para mejorar tu apariencia, ve palomeando uno por uno todas las herramientas, hasta que te asegures que ya no lo olvidas, después pasa a la siguiente y así hasta terminar con la lista. Una vez que llegas al final, es momento de volver a apoyarte en un nuevo programa con nuevos elementos de aprendizaje ya sea una sesión de coaching o un curso nuevo. La búsqueda de la mejora constante es un elemento que no puede faltar en tu crecimiento profesional y el posicionamiento de tu marca personal. ¿Tú cómo lo estas haciendo?

Ale Marroquín, es consultor en imagen y protocolo de negocios. Certificada por la Asociación Internacional de Consultores en Imagen (AICI) como FLC (First Level Certificate). Con casi 20 años de experiencia en áreas de ventas y relaciones con clientes, Ale Marroquín, asesora a las personas para transformar sus habilidades en áreas de comunicación, liderazgo, comportamiento, actitud y apariencia profesional. Acelerando el potencial de las personas. www.alemarroquin.com twitter @a_marroquin

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram

www.alemarroquin.com