Se aprobó el proyecto de ley de Generación Distribuida en Argentina

Un enorme avance en la descentralización de la producción energética

Con 159 votos a favor y tres en contra, la Cámara de Diputados de la Nación aprobó un proyecto de ley orientado a mejorar e incrementar la capacidad del sistema energético. La norma habilitará a los usuarios residenciales y PyMEs a generar su propia energía renovable e inyectar y vender el excedente que produzcan en la red de distribución.

Conocida como Generación Distribuida, la propuesta fue girada al Senado tras ser aprobada en Diputados con el respaldo del interbloque de Cambiemos, el Frente Renovador, el Frente para la Victoria y el bloque Justicialista. Sólo se opusieron legisladores de izquierda.

Según el dictamen, el objeto de la ley es permitir a los usuarios de la red eléctrica generar energía renovable “para su autoconsumo, con eventual inyección de excedentes a la red”. Se establece, asimismo, “la obligación de los prestadores del servicio público de distribución de facilitar dicha inyección, asegurando el libre acceso a la red de distribución”.

Este tipo de sistemas de generación distribuida mediante energías renovables, no es nada nuevo en el mundo. Inclusive en la región se viene aplicando desde hace tiempo.

El caso más antiguo es el de Uruguay, que desde el 2010, decretó la generación distribuida autorizando “a los suscriptores conectados a la red de distribución de baja tensión a instalar generación de origen renovable eólica, solar, biomasa o mini hidráulica”. Actualmente el país oriental posee instalaciones por entre los 6 y 7 MW de energías renovables distribuida.

Asimismo, el país con mayor inyección de energía limpia a red eléctrica a partir de este sistema descentralizado es Brasil.

Los beneficios de captar energía limpia a partir de fuentes renovables e inyectarla en tendido de media y baja tensión (Generación Distribuida son muchos. Por un lado, el hecho de generar la energía "in situ", a partir de recursos como el viento, el sol o residuos orgánicos, y consumirla en nodos específicos de la demanda, evita pérdidas propias de la transmisión de energía a grandes distancias. Esto también hace más eficiente al sistema de distribución equilibrando demandas, lo que disminuye cortes de luz provocados por la falta de inversión en líneas de distribución.

"Las Comisiones de Energía y Combustibles y de Presupuesto y Hacienda han considerado los proyectos de ley de los señores diputados Néstor Nicolás Tomassi (0097-D-2016), Juan Carlos Villalonga (2965-D-2016), Luis María Bardeggia (2188- D-2017), Jorge Taboada (2207-D-2017), Gustavo Bevilacqua (3614-D-2017), y teniendo a la vista el expediente de la Señora Diputada María C. Cremer de Busti y otros (7482-D-2016), por los cuales se establece un Régimen de fomento a la generación distribuida de energía renovable integrada a la red eléctrica pública".

Régimen de Fomento a la Generación Distribuida de Energía Renovable Integrada a la Red Eléctrica Pública

¿Te gustó? ¡ Compártelo !

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram

Fuentes: Telam, Futuro Sustentable