No basta con producir sólo bienes y servicios

La idea de la Responsabilidad Social Empresaria o Corporativa surge en Estados Unidos durante finales de los años 50 y principios de los 60 a raíz de la Guerra de Vietnam y otros conflictos como el Apartheid.


Por Omar Romano
:: Europa ::

El concepto Responsabilidad Social Corporativa (RSC) es acuñado por primera vez en 1953 por el estadounidense Howard R. Bowen, economista americano y llamado padre de la RSE, en su obra "Social Responsibilities of the Businessmen"en la que el autor apelaba a la responsabilidad social de las corporaciones para producir no sólo bienes y servicios, sino devolver a la sociedad parte de lo que ésta les había facilitado. La ética y los valores empresariales empiezan a tratarse en el mundo universitario y es en los años 60 y 70 cuando realmente se desarrolla el debate académico sobre los fines de la empresa.

Las contribuciones más notables a la definición del concepto de responsabilidad social se dieron a partir de la década de 1970 e incluyeron las obras de Archie Carroll, Davis, Eells y Walton, Johnson, Preston y Post, Sethi y Steiner. Es el año 1979 cuando Carroll define por primera vez las responsabilidades de la empresa como económicas, legales, éticas y filantrópicas, haciendo hincapié en la voluntariedad de la ética y la filantropía al situarlas a continuación de la legalidad.

Despierta el interés en los ciudadanos que comienzan a creer que, a través de su trabajo en determinadas empresas o comprando algunos productos, están colaborando con el mantenimiento de determinados regímenes políticos, o con ciertas prácticas políticas o económicas éticamente censurables.

En consecuencia, la sociedad comienza a pedir cambios en los negocios y una mayor implicación del entorno empresarial en los problemas sociales.La responsabilidad social de la empresa (RSE), también denominada responsabilidad social corporativa (RSC) es un término que hace referencia al conjunto de obligaciones y compromisos, legales y éticos, tanto nacionales como internacionales, que se derivan de los impactos que las actividades de las organizaciones producen en el ámbito social, laboral, medioambiental y de los derechos humanos.

De igual forma que hace medio siglo las empresas desarrollaban su actividad sin tener en cuenta el marketing o que hace tres décadas la calidad no formaba parte de las orientaciones principales de la actuación empresarial, hoy en día las empresas son cada vez más conscientes de la necesidad de incorporar las preocupaciones sociales, laborales, medioambientales y de derechos humanos, como parte de su estrategia de negocio.

Las principales responsabilidades éticas de la empresa con los trabajadores y la comunidad son:

  1. Servir a la sociedad con productos útiles y en condiciones justas.
  2. Crear riqueza de la manera más eficaz posible.
  3. Respetar los derechos humanos con unas condiciones de trabajo dignas que favorezcan la seguridad y salud laboral y el desarrollo humano y profesional de los trabajadores.
  4. Procurar la continuidad de la empresa y, si es posible, lograr un crecimiento razonable.
  5. Respetar el medio ambiente, evitando en lo posible cualquier tipo de contaminación, minimizando la generación de residuos y racionalizando el uso de los recursos naturales y energéticos.
  6. Cumplir con rigor las leyes, reglamentos, normas y costumbres, respetando los legítimos contratos y compromisos adquiridos.
  7. Seguimiento del cumplimiento de la legislación por parte de la empresa.
  8. Mantenimiento de la ética empresarial y lucha contra la corrupción.
  9. Supervisión de las condiciones laborales y de salud de los/as trabajadores/as.
  10. Seguimiento de la gestión de los recursos y los residuos.
  11. Revisión de la eficiencia energética de la empresa.
  12. Correcto uso del agua.
  13. Lucha contra el cambio climático.
  14. Evaluación de riesgos ambientales y sociales.
  15. Supervisión de la adecuación de la cadena de suministro.
  16. Diseño e implementación de estrategias de asociación y colaboración de la empresa.
  17. Implicar a los consumidores, comunidades locales y resto de la sociedad.
  18. Implicar a los empleados en las buenas prácticas de RSE
  19. Marketing y construcción de la reputación corporativa.
  20. Mejorar las posibilidades y oportunidades de la comunidad donde se establece la empresa.

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram