Los negocios de impacto, ahora con asesoría legal especializada

Con el propósito de transformar la realidad con herramientas del derecho y potenciar organizaciones para generar triple impacto positivo nace KEIDOS, una consultora para negocios de impacto, con foco legal.

Los negocios y la economía de impacto están dejando de ser sólo una tendencia para convertirse en una verdadera y positiva realidad. Las empresas diseñadas para tener impacto social o impacto ambiental positivo, representan ya más del 6% del PBI iberoamericano y prometen jugar un rol decisivo en la consecución de los objetivos para el desarrollo sostenible (ODS).

En los últimos años 11 países de la región -como Colombia, Ecuador, Perú, Uruguay, Panamá, México y Argentina- han adoptado o puesto en trámite nuevas leyes y marcos legales destinados a tipificar y apoyar a dicho modelo de empresa. Existe también legislación y regulación ya adoptada a nivel global por otros países como por ejemplo Reino Unido, Italia, Estados Unidos, Francia, BC Columbia (Canadá) entre otros.

De esta manera se destaca en el nuevo orden económico mundial la posibilidad - y la necesidad- que existe de reconstruir a las economías de una forma sostenible, aplicando una lógica de impacto y transicionar de la mirada de la primacía del accionista al capitalismo de los grupos de interés. Que el éxito no se limite a un concepto económico creado exclusivamente para los accionistas y evolucione a una nueva mirada de carácter largoplacista en donde se considera a todos los grupos de interés de una empresa.

En este marco, nace KEIDOS, una consultora legal de impacto para el desarrollo sostenible, constituida por un equipo multidisciplinario: Constanza Connolly, Soledad Noel y Agostina Coniglio, tres abogadas con amplia experiencia en el desarrollo de infraestructura legal para las organizaciones privadas, no gubernamentales o estatales, estarán a cargo de la Estructuración de Negocios de Impacto, Gobierno Corporativo y Factores ASG (o ESG por su siglas en Inglés), Cadena de Valor y su Debida Diligencia. Ellas realizan el trabajo en conjunto con Franco de Pasquale, abogado especialista en Compras Públicas Sostenibles quien lidera esta área, Beatriz Pellizzari, quien lidera el área de Impulso y Transformación de ONG´s, y María Laura Tinelli, especialista en finanzas sostenibles, quién está a cargo del área de Contrato de Pago por Resultados y Financiamiento para el Desarrollo Sostenible. Matías Galindez, contador público especialista en triple impacto, da apoyo transversal a todas las áreas en el diseño de soluciones innovadoras para resolver desafíos sociales y ambientales. En equipo buscan incorporar la sostenibilidad en el ADN de las organizaciones.

La oportunidad de transformar y construir un nuevo ecosistema empresario

De acuerdo a la última Encuesta anual de inversores de impacto del Global Impact Investing Network (GIIN) el tamaño del mercado de inversión de impacto global -estimado a finales de 2019- es de USD 715.000 millones. El 4% de ese importe está en América Latina y el Caribe (incluido México).

Según el informe “Las empresas con propósito y el auge del cuarto sector en Iberoamérica” de la Secretaría General Iberoamericana, el número de entidades del cuarto sector (empresas con propósito que combinan la actividad comercial con el impacto medioambiental y social generalmente conceptualizadas como empresas sociales, empresas de beneficio e interés colectivo o empresas de triple impacto) asciende a 37.682, lo que representa 1,89% del empleo nacional y representa el 4% del PIB nacional. En América Latina las empresas con propósito alcanzan el número de 170,000 representando 10.000 de empleos y el 6% del PIB total de la región.

“Estos números son muy alentadores y uno de los motivos por lo que dimos vida a Keidos. Sabemos que sólo cumplir la ley ya no es suficiente para contribuir a la nueva agenda de desarrollo sostenible. Hoy necesitamos dar un paso más: que nuestras acciones, decisiones y elecciones generen un impacto positivo, creen valor compartido. Creemos en el derecho como un instrumento para la gestión del cambio. Nuestro propósito es transformar la realidad con herramientas del derecho, potenciando organizaciones, para generar triple impacto positivo (económico, social, ambiental)”, afirma Soledad Noel, una de sus co-fundadoras.

En materia de deuda sostenible en América Latina durante 2021 prestatarios en la región ya han recaudado unos 8.700 millones de dólares en acuerdos de deuda internacional vinculados a proyectos medioambientales, sociales y de gobernanza, según datos recopilados por Bloomberg. Esta cifra se acerca al récord de 10.800 millones de dólares emitidos en todo el 2020.

Uno de los diferenciales de Keidos es la forma de trabajo, que es con metodologías ágiles. “Nos involucramos a la par de nuestros clientes en el desarrollo concreto de los proyectos. Logramos nuestros objetivos compartidos a través del rediseño y el re-imaginar, cómo adaptar los sistemas legales vigentes a las nuevas situaciones jurídicas para contribuir a la creación de impacto positivo a largo plazo. Con alianzas locales, nacionales, regionales y globales sobre principios, valores, y objetivos compartidos que se centran primero en las personas y el planeta”, explica Constanza Connolly, una de sus co-fundadoras.

El rol de los abogados en los negocios y la economía de impacto:

Los abogados son actores claves para cambiar las reglas del juego, adoptar un enfoque más proactivo de la sostenibilidad -que vaya más allá de lo que la ley requiere - y acompañar a las organizaciones a encontrar formas de crear valor a largo plazo.

“Hoy estamos frente al desafío de crear oportunidades además de realizar análisis de los riesgos jurídicos, tomar un rol activo como catalizadores del cambio, intermediando entre el gobierno, las empresas y la sociedad civil. Por eso debemos pensar en una matriz de oportunidades y no ya de riesgos” comenta al respecto Agostina Coniglio otra de sus co-fundadoras, a lo que agrega “Desde Keidos ofrecemos consultoría de impacto de forma integral y con expertise en estos campos de acción: Estructuración de Negocios de Impacto, Gobierno Corporativo y Factores ASG (Ambientales, Sociales y Gobernanza, o ESG por su sigla en inglés); Financiamiento para el Desarrollo Sostenible; Cadena de Valor y su Debida Diligencia; Compra Pública Sostenible, Impulso y transformación de ONGs, y Contratos de Pago por Resultados, y Capacitaciones en estas temáticas con el fin de sensibilizar a los actores del ecosistema, y generar las capacidades y herramientas para la construcción del mercado de impacto".

Dentro de este contexto, los abogados requerirán diferentes habilidades y prácticas más híbridas, y fuertes colaboraciones con académicos, expertos en gestión de riesgos, medición de impacto, estrategia corporativa y análisis de datos. Para generar los cambios y transformaciones ambientales y sociales que la Agenda 2030 exige los abogados requieren ese enfoque estratégico, disruptivo, innovador y multidisciplinar.

Más info en www.somoskeidos.com

¿Te gustó? ¡ Compártelo !

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Instagram