Vikings, la balanza perfecta entre historia y leyenda

A fines de noviembre estrena la nueva temporada de la serie que le otorgó a History Channel un mérito inesperado. La correcta elección de Michael Hirst y de una cultura nórdica que tenía mucho para ofrecer.


Los hijos de Ragnar Lothbrok


Por Milagros Orlando
@miluorlando
:: Argentina ::

Vikings es una serie llena de prejuicios. Y antes que nada hay que aclarar: Vikings no es la nueva Game Of Thrones, y es comprensible que tampoco intente serlo. Ahora que tenemos esto en claro, permitámonos este espacio para poner a esta fascinante serie creada por Michael Hirst en el lugar que se merece.

No es casual que History Channel haya pensado en Hirst para ser el único guionista de este proyecto, que en un principio iba a ser una miniserie de 9 capítulos y que, gracias a la recepción del público, estrenará este fin de año su quinta temporada. En el pasado había estado a cargo de los guiones de las dos partes de la película Elizabeth, donde Cate Blanchett interpreta a Isabel I, y de The Tudors, uno de los dramas históricos más memorables de la historia televisiva.

La elección de Hirst fue el primer logro del canal de suscripción. Otro acierto fue estar en el momento justo: los encargados de History Channel supieron aprovechar el interés que había despertado la Edad Media, gracias a otros dramas como Game Of Thrones y Spartacus, y las nuevas e innovadoras posibilidades narrativas. Y así fue cómo en el año de su estreno, Vikings fue calificada como la número uno de las nuevas series en el cable, y se alzó con un promedio de 5 millones de espectadores por semana. Un mérito que jamás se había imaginado un canal desacostumbrado a producir ficción.

Cuando Michael Hirst comenzó a escribir la serie tenía en claro que quería reposicionar la imagen de los vikingos. Y así fue: en Vikings se huye de los cascos con cuernos y se escapa de la mala reputación de saqueadores y violadores. Cada escena está rodada con el máximo rigor histórico posible; de hecho, cuentan con un experto en Edad media que trabaja como asesor. Sin embargo, algunas veces Hirst se toma algunas “licencias” históricas y se da el lujo de combinar hechos verídicos y un toque de ficción dando lugar a un guión atrapante.

El águila de sangre, uno de los momentos más dramáticos de la temporada anterior

La tradición y cultura vikinga está muy presente en toda la serie, y es a través de Athelstan, el monje cristiano secuestrado por Ragnar en la primer temporada, cómo vamos descubriendo los ritos y las tradiciones de los nórdicos. Desde el opening, hasta cada puesta en escena y la banda de sonido, nos adentramos en una serie mágica y eterna. Y no podemos dejar de mencionar la impactante escena del Águila de Sangre, que Ragnar realiza en la segunda temporada y su primogénito Bjorn repite en la cuarta; un rito religioso que si explico en palabras puede sonar aterrador, pero que a los ojos del espectador se convierte en una de las escenas más memorables de la serie. Un intachable trabajo de Travis Fimmel -Ragnar-, que combinó a la perfección con los gestos de los demás actores, y gracias a los planos cuidados y una correcta elección de la música, elevaron este momento a otra dimensión.

A principios de febrero de este año, la cuarta temporada de Vikings se despidió de la televisión con una de las muertes menos esperadas. Ahora, todo está más que incierto: por lo pronto, sabemos que el 29 de noviembre desembarcará la quinta temporada, con un total de 20 episodios. El trailer presentado en la Comic Con de San Diego deja entrever que se acerca una Guerra Civil entre los hijos de Ragnar Lothbrok, y la incorporación de un nuevo personaje interpretado por Jonathan Rhys Meyers; un muy buen guiño de Hirst para aquellos que también siguieron su trabajo en The Tudors, y vieron a este actor encarnar a Enrique VIII.

A Vikings no se le puede pedir más. Es entretenida, tiene personajes memorables, una espectacular puesta en escena, una banda de sonido envidiable y un rigor histórico que asombra. Además, tiene a Michael Hirst. No hay nada más que decir.

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram