Repair Café, la combinación ideal para ayudar y disfrutar

Están en plena etapa de expansión, habiendo mas de 700 locales en todo el mundo. Cada día se forman nuevas comunidades de voluntarios que colaboran con la gente que necesita arreglar sus artefactos.




Por Matías Russo
@matiasfederusso

:: Argentina ::

Siempre hay una forma de ayudar al prójimo. Basta con tener un rato libre podes invertir ese tiempo en alguna persona que lo necesite, combinando el trabajo en equipo y disfrutando de un café al mismo tiempo. Puede que suene un poco raro, pero este innovador invento realmente existe y se llama Repair Café.

Estos lugares funcionan como centros de reunión en los que la gente repara los diferentes aparatos eléctricos del hogar. Son organizados por los residentes locales y se llevan a cabo en un local fijo, donde hay herramientas disponibles y se pueden arreglar artefactos rotos con la ayuda de voluntarios. Sus objetivos son reducir los residuos, mantener la capacidad de reparación y reforzar la cohesión social. “Nuestro trabajo se basa en colaboración, en donde especialistas en reparación, tales como electricistas, informáticos, costureras, carpinteros, soldadores, mecánicos de bicicletas y todo aquel que quiera compartir su conocimiento con personas que tienen productos defectuosos. Es un proceso de aprendizaje continuo”, señala Pablo Muñoz, uno de los organizadores del “Repair Café” de Santiago de Chile, e invita a la gente a visitar estos locales aunque no tengan nada que reparar; simplemente disfrutar del entorno.


Foto: Rhys Jenkins. BBC

El Repair Café es una iniciativa de Martine Postma. Desde 2007 se dedica a promover el tema de la sostenibilidad a nivel local de distintas maneras. El primer local de reparación tuvo lugar en Amsterdam-West, el 18 de octubre de 2009 y resultó ser muy novedoso para la gente participante. Fue tan exitoso que en marzo de 2010 se creó la fundación “Repair Café”. Esta comunidad se formó para apoyar a los grupos locales en la creación de sus propios cafés de reparación. Ya en 2013 existían cientos de lugares de esta índole en Holanda, siendo uno de los países donde más rápido se expandió. Actualmente, hay más de 29 países que cuentan con Repair Café repartidos por todos los continentes. Entre estos se encuentran, Bélgica, Alemania, Estados Unidos y Brasil, y en lugares menos esperados como Ghana y Turquía.

Por otro lado, Muñoz se refirió al trabajo de los reparadores profesionales y cómo influye este invento en ellos, y destacó: “Siempre nos preguntan si el acceso a la reparación gratuita compite con profesionales especializados en reparaciones. La respuesta es: todo lo contrario. Creamos conciencia y facilitamos la reparación de cosas que de otro modo se irían a la basura. Las personas que visitan los Repair Café no suelen ser clientes de especialistas en reparación, y las cosas que traen son, en general, muy costosas de reparar”.

El objetivo de este invento de a poco se va encaminando hacia una mayor expansión. La cultura de la reparación se está arraigando y las personas van adquiriendo más conocimiento de este tema. También produce satisfacción en los voluntarios cuando los artefactos se solucionan. En Argentina ya se vivieron algunos encuentros de Repair Café en Bariloche y en el Parque Lezama demostrando que va difundiéndose en nuestra sociedad. ¿Lo sabremos aprovechar?

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram